sábado, 25 de mayo de 2013

Hambre de amor



   Si me besas así,
voy a encadenarme
a tus labios grana.
Si me miras así,
voy a perderme
de forma mal sana.
¡Y si me tocas!
¡Ah, si me tocas!
voy a encenderme
y ardiendo en tus ojos
astro seré.
Larga me extenderé en la noche
y en el latir rojo de tu sangre,
una pira seré,
donde mí sediento verso
arderá,
placiendo palabras en tu boca
Bulliré en la blanca estela
que deja como rastro La Luna
en las noches de sombras
Haré asilo en tu cama
y entre cantares, sentirán
las sabanas llorar el placer
de acabar con la hambruna,
de tanto ayuno de amor.

M M
Reservado todos los derechos de autor ©


                                                                   

Este poema es uno de mis primeros poemas
escrito en el año 2003.  Ha permanecido
durante ese tiempo en silencio y una tarde
volvió con sonido nuevo...y lo oí