miércoles, 6 de febrero de 2013

¡ Juro que canto tu amor !

  Hoy he intentado de nuevo volar
y mi vuelo ágil de alondra remontar.
Pero mis alas dañadas,
hasta ahí, tu jardín,
me impidieron sin consuelo tu sueño alcanzar.
¡Pero juro qué canto tu amor!
Desechando todo triste lamento.
Mas de gozo, deseo la vida  llenar,   
pero el tiempo que siempre es cruento,
desespera, y me lleva por ti a penar.
A veces, un hálito de vida
veo en tus ojos brillar.
En ellos, como el filtrado Sol en los vitrales,
la esperanza se suaviza en un amanecer.
Un tímido instante, donde me escondo
de nuevo en esta  nueva y desconfiada piel,
que llena de espinas,sabe a hiel.
Es el maldito tiempo de garras afiladas,  
el goteo insonoro de recuerdos
que continuamente al pasado compara,
olvidando los momentos de azahares
en sombras de profunda hondonada.
¡Pero juro qué canto tu amor!
Cuando me dejas entrar en tu sueño
donde corono esta soledad con los versos.
Con el recuerdo que se ha vuelto conquista.
En ellos, me ardes en los ojos
descargando en mi corazón el testigo…
La fuerza arrolladora de vivir con tu recuerdo,
que nace en el verso, en mi boca, y muere contigo.
¡Y juro qué canto tu amor!


MM

Reservado todos los derechos de autor ©