miércoles, 12 de febrero de 2014

El silencio del ocaso

He visto como lloran las estrellas
al nacer en la oquedad de la noche.
A sol besar el horizonte,
y a la espiga doblarse y tenderse bajo él.
He visto a la hierba vestirse de verde
para hablar de esperanza cuando llueve la vida.
A la estrella de fuego he visto dormir con la luna
y mano sobre mano
perderse el día en el silencio del ocaso.
Y siento lástima ¡Sí!
Al sentir algunas veces esta agria melodía
porque veo caer mi vida con la tarde,
y sé, que un día con ella he de partir.


M M

Reservado todos los derechos de autor ©